Escocia renacionalizará ScotRail en 2022

  • El gobierno escocés confirma que no extenderá el contrato con Abellio, la empresa encargada de la franquicia ScotRail.
  • A partir del 1 de abril de 2022 los trenes pasarán a manos públicas, a través de la Operadora de Último Recurso escocesa.
  • Los únicos trenes privados que circularán en Escocia serán los del Caledonian Sleeper y los de acceso abierto.
Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on telegram
Tren de la serie 385 de ScotRail en Gourock. DAVE SOUZA.
Tren de la serie 385 de ScotRail en Gourock. DAVE SOUZA.

El modelo privado de operación del ferrocarril en Reino Unido sigue en retroceso. A la reciente renacionalización de la franquicia que opera en Gales, hay que sumarle el paso a manos públicas de la franquicia ScotRail.

Sólo Inglaterra mantendrá las concesiones a operadoras privadas

Así lo ha asegurado ayer el secretario de Transporte escocés Michael Matheson, a la vez que anunciaba ayudas extra a ScotRail y Caledonian Sleeper por 173 millones de libras para asegurar la operación de los trenes entre el 1 de abril y el 19 de septiembre.

Tras el fin del sistema de franquicias que estaba activo desde la privatización, en la actualidad los trenes de Inglaterra y Escocia están operados por las operadoras que tenían las franquicias mediante contratos de emergencia. Una medida adoptada por el gobierno británico durante la pandemia, que ha supuesto una seminacionalización. Por un lado se acabó con el sistema de franquicias en vigor desde la privatización. Por otro lado, ahora es el Gobierno el que gestiona los ingresos recaudados por la venta de billetes.

En estos momentos el Departamento de Transporte está desarrollando un nuevo marco regulatorio con el que pretenden salvar el modelo privado de operación de los ferrocarriles. Con el objetivo de evitar nacionalizar el sistema por completo pero solucionar todos los problemas surgidos con el sistema de franquicias. Eso sí, los trenes circularán sobre unas infraestructuras que son propiedad de Network Rail, considerada pública desde 2014.

Sin embargo, la inviabilidad de mantener la franquicia ScotRail en manos privadas y la incertidumbre sobre cómo será y cuándo entrará en vigor el nuevo modelo, ha empujado a que el gobierno escocés asuma la operación de sus trenes.

Lo hará a partir del 1 de abril de 2022, cuando termine el contrato con Abellio (filial de la operadora pública neerlandesa NS). Para ello empleará el conocido como Operador de Último Recurso (Operator of Last Resort en inglés), propiedad del Gobierno escocés.

Los únicos trenes privados que circularán por Escocia serán los de la franquicia Caledonian Sleeper, cuyo contrato con Serco finaliza en 2030, y los de «acceso abierto», aquellos que compiten de forma libre por su cuenta y riesgo.

De esta manera la operación de servicios ferroviarios regulados por las autoridades de transporte por parte de operadoras privadas queda relegada a Inglaterra, ya que en Irlanda del Norte siempre ha estado en manos públicas junto a la infraestructura.

Esta noticia la hemos ofrecido gratis.

Y queremos seguir publicando todas las noticias en abierto para que todo el mundo pueda estar al día de la actualidad del ferrocarril con rapidez, rigor e independencia.

Para seguir publicando más y mejor contenido necesitamos tu ayuda. Si te suscribes a Trenvista nos ayudarás a mantenernos y crecer. Y disfrutarás de ventajas como acceder a reportajes de pago, a la futura revista digital y a una newsletter premium.

Empresas:
Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Iniciar sesión en Trenvista