ASFA digital, ¿qué es y cómo funciona?

El ASFA (Anuncio de Señales y Frenado Automático) digital es un sistema de seguridad que indica al maquinista qué órdenes presenta la señalización de la vía, en aquellos ferrocarriles que estén dotados del sistema. Además, supervisa la velocidad del tren haciendo que, si se supera en 5 km/h la velocidad máxima permitida, se active el freno de urgencia.

Baliza de ASFA digital, el elemento encargado de transmitir la orden al tren. Foto: Javier Díaz.
Baliza de ASFA digital, el elemento encargado de transmitir la orden al tren. Foto: Javier Díaz.

Aparte de indicar, también obliga al maquinista a que reconozca los avisos accionando el pulsador correspondiente, ayudando así a regular la marcha del tren.

La tienda ferroviaria 15% de descuento

Es el sistema de seguridad más común en la RFIG (Red Ferroviaria de Interés General) española y está presente en la práctica totalidad de las líneas convencionales y de alta velocidad gestionadas por Adif.

Componentes del sistema ASFA

Como cualquier mecanismo de seguridad ferroviaria, éste se divide en dos: los elementos que se encuentran instalados en la vía (fijos) y los colocados en los propios trenes (embarcados).

Equipo de vía

Consta, básicamente, de balizas situadas entre los carrriles. Su misión es mandar la orden de la señal por inducción a los trenes cuando éstos pasan por ellas.

  • Baliza de señal: se encuentra conectada con algunas señales luminosas, así como con las de Paso a Nivel (SPN) y algunas de limitación de velocidad. Está situada justo a la altura de la señal y repite la orden de la baliza previa (exceptuando cambios intempestivos de la misma o condiciones de la circulación).
  • Baliza previa: se encuentra a unos 300 metros antes de la baliza de señal. Sólo se instala en las señales luminosas y es la primera en reflejar en cabina la orden de dicha señal.
Vista superior de una baliza. Foto: Javier Montes.
Vista superior de una baliza. Foto: Javier Montes.

Equipo embarcado

Son todos los elementos del ASFA digital que se encuentran en el tren y reciben la información recibida de las balizas de la vía para después transmitírsela al maquinista.

  • Subsistema de captación: recibe la información trasmitida por las balizas gracias a un captador instalado en bajo el bastidor del tren. Su misión es enviar la información recibida al equipo de control y proceso. A su vez, reciben la información de los transductores de velocidad.

    Captador ubicado bajo el bastidor del tren. Foto: Javier Díaz.
    Captador ubicado bajo el bastidor del tren. Foto: Javier Díaz.
  • Control y proceso: este equipo procesa la información recibida y la manda al panel de actuación e indicaciones de la cabina. Además, registra las velocidades del tren durante el trayecto y, si fuera necesario, pediría al equipo de freno su detención urgente.
  • Panel de actuaciones e indicaciones: se encuentra en las cabinas de conducción de los trenes y es el que manipula el maquinista. Está dividido en tres partes:
    1. Pantalla en la que se visualizan las indicaciones que a continuación se explican.
    2. Una consola encargada de emitir los avisos acústicos con pulsadores para el reconocimiento de señales.
    3. Tres pulsadores adicionales ubicados sobre el pupitre de la cabina para que el maquinista pueda manipularlos con agilidad.
Pantalla en la que se visualiza información adicional sobre la circulación. Foto: Javier Díaz.
Pantalla del ASFA en la que se visualiza información adicional sobre la circulación. Foto: Javier Díaz.

 ¿Cómo y cuándo se actúa sobre el ASFA digital?

Este sistema actúa en las siguientes situaciones, indicando al maquinista qué operaciones debe realizar:

Vía libre

Se escucha un pitido corto mientras que en la pantalla sólo se ve la velocidad a la que circula el tren. En este caso el maquinista no debe hacer nada.

Vía libre condicional

Sólo se activa en trenes que pueden circular a más de 160 km/h mediante un pitido continuo y un color verde parpadeante en la pantalla. El maquinista tiene que reconocerlo con el pulsador correspondiente y empezar a aminorar la marcha. En el caso de que esto no se haga de manera correcta, el ASFA digital aplica el freno de urgencia.

Si el tren tiene una velocidad inferior a 160 km/h, el funcionamiento de la vía libre condicional es igual que el de vía libre.

Anuncio de precaución

Se trata de la señal explicada en este artículo. En este caso emite un pitido largo. Una vez que se reconoce la señal, en la pantalla aparecen los colores verde y amarillo y se debe reducir la marcha a la velocidad determinada en un tiempo determinado. En caso contrario, el vehículo frena de urgencia.

Preanuncio de parada

Aunque sean señales distintas, a nivel de ASFA digital se actúa igual que en el anuncio de precaución, con la diferencia de que se utiliza otro de pulsador y en la pantalla se refleja el amarillo con un cuadrado negro en la parte inferior.

Anuncio de parada

El sistema y el maquinista actúan de la misma manera que en el anuncio de precaución y  el preanuncio de parada, sólo que en en este caso se reconoce con el pulsador correspondiente y en la pantalla se ve un disco amarillo.

Parada

Suena un pitido largo y al mismo tiempo en la pantalla aparece un disco rojo. En este caso el maquinista no tiene que reconocer nada pero sí ha de aminorar la marcha para detenerse ante la señal. En caso de pisar la baliza de señal o de no aminorar la marcha, el sistema aplica el freno de urgencia. Se considera infracción rebasar la baliza de una señal que esté en parada.

Rebase autorizado

En caso de que se necesite rebasar una señal en parada, el maquinista -estando el tren parado- acciona un pulsador específico. Entonces suenan pitidos intermitentes y tiene 10 segundos para pasar por encima de la baliza de señal. Una vez pasada esta baliza, en la pantalla del ASFA sale un disco rojo con una flecha transversal. En el caso de que se pase por dicha baliza después de 10 segundos, el sistema le aplica el freno de urgencia.

Paso a Nivel protegido

Suena un pitido corto viéndose en la pantalla sólo la velocidad del tren en ese momento. El maquinista tiene que actuar sobre el pulsador correspondiente. En caso de no reconocer, el sistema lo interpreta como vía libre.

Paso a Nivel SIN protección

Se escucha un pitido largo que, tras ser reconocido con el pulsador, es reemplazado por la aparición en la pantalla de un aspa roja y la velocidad de 30 km/h. En ese momento el maquinista debe empezar a disminuir la velocidad del tren hasta circule a una velocidad igual o superior a los 30 km/h. La restricción en el ASFA desaparece una vez recorridos 1.800 metros desde que el tren pasó la baliza.

Limitación temporal

Suena un pitidio largo que el maquinista debe reconocer. A continuación empiezan a sonar pitidos intermitentes mientras en la pantalla aparece reflejada una señal de limitación de velocidad. En caso de que no se reduzca la velocidad hasta la indicada (por defecto es de 60 km/h) el ASFA digital accionará el freno de urgencia. No se puede retomar la marcha normal hasta que el maquinista no notifique el fin de la limitación.

PUBLICIDAD

4 comentarios en “ASFA digital, ¿qué es y cómo funciona?”

    • Gracias por el comentario. Tal y como viene explicado, es así (igual que en vía libre) para los trenes que van a menos de 160km/h y distinto para los que superan esa velocidad.

Deja un comentario

 

¿Quieres recibir noticias de trenes en tu correo?

Suscríbete y, como mucho, cada semana recibirás la última hora del mundo del ferrocarril.

Confirmo que he leído y que acepto la política de privacidad de esta web

You have Successfully Subscribed!