Así luce el nuevo apeadero de Bedous, nueva terminal de la línea. Foto: Jujuinconnu.

Después de 36 años, un tren de viajeros llega a Bedous

PUBLICIDAD
  • Se inician las pruebas del primer tramo francés que se reabre de la línea de Canfranc, cerrado desde 1980.
  • La iniciativa, llevada a cabo por la región de Aquitania-Lemosín-Poitou-Charentes, está encaminada a la reapertura total de la línea.
  • El servicio de viajeros comenzará el 26 de junio con billetes gratuitos para todos.

Las obras de reapertura del tramo Oloron-Bedous de la línea francesa Pau-Canfranc entraron ayer en su fase final con el inicio de las pruebas con trenes de viajeros. Tras casi 40 años desde que partiera el último servicio, un automotor de la serie X73500 llegó a la nueva terminal del antiguo enlace internacional.

El ferrocarril a Bedous ya está en pruebas

Con este hito histórico, que captó la atención de ciudadanos y medios de comunicación locales, se cierra una fase de obras que han supuesto la renovación total del tramo de 24,7 km. Esto ha incluido levantamiento de los restos que permanecían, reacondicionamiento de la plataforma y túneles así como la instalación de las nuevas vías y sistemas de seguridad.

Estos trabajos han durado aproximadamente dos años y han sido financiados por la región de Aquitania-Lemosín-Poitou-Charentes con un presupuesto de 102 millones de euros, según informae Sud Ouest. Se enmarcan en la iniciativa de recuperar el tráfico internacional con España, con la que tanto la región como Aragón han mostrado un firme compromiso.

Así luce el nuevo apeadero de Bedous, nueva terminal de la línea. Foto: Jujuinconnu.
Así luce el nuevo apeadero de Bedous, nueva terminal de la línea. Foto: Jujuinconnu.

36 años sin servicio

El último tren de viajeros partió de la localidad pirenaica el 31 de mayo de 1980, fecha en la que el servicio entre Oloron y Canfranc quedó interrumpido debido al derrumbe de un puente. Sin embargo, hasta Bedous (localidad que con sus menos de 600 habitantes no justifica tener un servicio de viajeros) continuó habiendo trenes de mercancías hasta el año 1985.

La reapertura está prevista para el domingo 26 de junio, día en el que usar el tramo será totalmente gratis. Sin embargo, la inauguración oficial deberá esperar al 3 de julio. En ella, el presidente de la región, Alain Rousset y el de la Diputación General de Aragón, Javier Lambán Montañés, celebrarán el avance que este hecho supone en sus intenciones.

Por el momento, la topera en la estación de Bedous sigue marcando el final de línea, a la que le faltaría por recuperar 57,9 kilómetros para restablecer el tráfico internacional de trenes por los Pirineos centrales. Algo por lo que la CRÉLOC (Comité para la Reapertura de la Línea Oloron-Canfranc) por parte de Francia y la CREFCO (Coordinadora para la Reapertura del Ferrocarril Canfranc-Oloron) por parte de España no dejan de luchar.

Y es que, aunque para viajeros no pueda considerarse un corredor estratégico, de cara al tráfico de mercancías supondría un gran impulso económico a las regiones de ambos lados de la frontera, ahorraría muchos gastos de transporte y se reducirían las emisiones de gases de efecto invernadero.

Fuentes: SudOuest.fr, CRÉLOC e INSEE.

PUBLICIDAD

Deja un comentario