El monorraíl colgante de Wuppertal: Wuppertaler Schwebebahn

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp

Contenidos

Esta semana en Pinceladas te hablamos de un ferrocarril único en el mundo: el monorraíl colgante de Wuppertal, un sistema con más de 100 años que constituye el principal medio de transporte para los habitantes de la ciudad, además de ser el mayor reclamo turístico. ¿Lo conocías?

EL monorraíl colgante de Wuppertal circula durante la mayor parte de su recorrido sobre las aguas del río Wupper. Foto: Roel Hemkes.
El monorraíl colgante de Wuppertal circula durante la mayor parte de su recorrido sobre las aguas del río Wupper. Foto: Roel Hemkes.

Un medio de transporte muy especial

El monorraíl colgante de Wuppertal fue ideado a finales del SXIX por Eugen Langen, quien ya había diseñado un sistema similar para Dresden. Sin embargo, Langen murió en 1895 por lo que no conoció su obra terminada.

El monorraíl colgante de Wuppertal se inauguró en 1901, siendo ampliado dos años después hasta quedar en los 13km de recorrido actuales. Debido a su antigüedad, a partir de 1997 se ha ido remodelando la estructura, aunque siempre siendo fieles al diseño original. También las paradas, que ahora acogen a más viajeros que nunca, se han ido modernizando.

Dibujo que muestra el diseño original del monorraíl, respectado actualmente. Foto: Wwwuppertal.
Dibujo que muestra el diseño original del monorraíl, respectado actualmente. Foto: Wwwuppertal.

Se puede considerar al monorraíl colgante de Wuppertal como un sistema muy seguro, ya que desde su inauguración sólo ha sufrido un accidente serio, y fue por un error humano: en 1999 una pieza metálica quedó olvidada en la estructura después de unas tareas de mantenimiento, lo que provocó la caída del tren al río. Murieron 5 personas.

El monorraíl colgante de Wuppertal: importancia actual

La principal característica del monorraíl colgante de Wuppertal (además de la evidente) es que la mayor parte de su recorrido la realiza a 10-12 metros sobre las aguas del río Wupper.

Como decimos, es un sistema muy usado por los habitantes, además de ser un atracción turística. Lo usan al año unos 80.000 pasajeros.

El monorraíl colgante de Wuppertal se sostiene gracias a su estructura de acero plano. Unos motores eléctricos impulsan las ruedas y 486 pilares velan por la estabilidad de todo el recorrido.

En cuanto a los trenes, son dos los que circulan por esta línea, parando en las 20 estaciones. Para realizar el recorrido de principio a fin, se necesita una media de 30 minutos.

Como curiosidades, contaros que el monorraíl colgante de Wuppertal es más antiguo que la propia ciudad, ya que esta no se fundó hasta 1929, fruto de la fusión de un grupo de localidades.

Además, por su peculiaridad, ha aparecido en el cine (alemán, principalmente), la literatura y algunas series de televisión. No es de extrañar ¿verdad?

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp

2 respuestas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Estamos transformando Trenvista

Y hemos lanzado una campaña de crowdfunding

Trenvista está evolucionando en un medio de comunicación profesional, con un equipo de personas que se dediquen a publicar todos los días noticias, artículos, contenidos de entretenimiento… ¡Y mucho más!

Para conseguirlo necesitamos que nos eches un cable. ¿Te animas?

php shell marsbahis bahsegel betnano jojobet tester porno betsidney